Descripción

¿Quién dijo que los relojes de cuco no tienen lugar en una casa con decoración moderna? El reloj de Magis, Cu-Clock, es la excepción que confirma la regla.

Al desafiar la esencia tradicionale de esta clase de relojes, el Cu-Clock es una verdadera bocanada de aire fresco, con un toque retro. De formas similares a los relojes de cucos antiguos, el reloj de Magis presenta lo más interesante en la reinvención de lo tradicional.

En comparación con los antiguos relojes de cuco alemanes, las únicas características similares son el hecho de que la pieza de Magis es una pequeña casa colgante y con cuco que sale a cantar de cada hora. Además, ninguna de las características de Cu-Clock se alinea con los relojes de cuco más antiguos.

El diseñador del reloj, Naoto Fukasawa, quiso dar un giro en las normas tradicionales del diseño y creó un reloj de pared minimalista, con un muy poco color e incluso con un toque de humor.

Según el diseñador, los “diseñadores que nos hacen sentir este tipo de simplicidad no suelen destacar, sino que se relacionan con las acciones de las personas y con sus ambientes”. Fue en esta perspectiva que el diseñador japonés Naoto Fukasawa se definió a lo largo del tiempo y se unió a Magis para crear una pieza minimalista y sorprendente – el reloj de cuco Cu-Clock.

Magis Cu-Clock – una nueva interpretación de los relojes de cuco más antiguos

Los relojes de cuco alemanes son reconocibles por sus exageradas ornamentaciones, sus detalles en madera, cadenas y piñas colgadas. Cu-Clock es lo contrario de todo esto.

Al dibujar el reloj de pared, Naoto Fukusawa, le retiró toda la ornamentación y dejó sólo las formas que hacen de él una nueva interpretación de estos relojes centenarios. De líneas rectas, simples y sin trabajos minuciosos ni madera.

El reloj de Magis junta lo mejor de tres mundos: el minimalismo japonés, el diseño italiano y la tradición alemana. Sin embargo, en este último aspecto residen sólo las formas de los relojes de cuco tradicionales.

Pintado de blanco, el único apunte de color en este reloj de pared está en el tejado que puede tener cuatro colores diferentes: azul, naranja, marrón y blanco.

De hora a hora, como se espera, el cuco sale de la madriguera y emite su característico sonido. Este sonido no es estridente, al contrario, el piar del pájaro crea una armonía suave cuando se alinea con el golpe ligero del cuco en la parte superior de la toca.

El reloj de pared Magis Cu-Clock está hecho de plástico ABS resistente a través de la técnica de producción en molde. Para ello, el mecanismo de este reloj es mucho más simple. Si los relojes de cuco antiguos tenían un mecanismo de cuerda y péndulos, éste sólo funciona con la pila, lo que facilita su mantenimiento.

Sobre Magis

Magis es la palabra en latín que significa “mayor”. Tal vez fuera una premonición de lo que sería después la marca,  Eugenio Perazza, su creador, fundó la empresa con este nombre.

Magis es hoy un gigante del mobiliario de diseño y sus reinvenciones de piezas tradicionales, así como invenciones de piezas contemporáneas, ya le valieron presencia habitual en grandes museos como el MoMA, en Nueva York, y hasta el Centro Pompidou, en París.

La marca nació en 1976, en el noreste italiano, cuando Eugenio Perazza decidió proyectar muebles domésticos con un giro inesperado. Al desafiar las leyes del tradicional, Magis consigue ofrecer una nueva perspectiva en el mobiliario y la decoración de interiores.

A través de la garantía de calidad y de un diseño increíble, es posible tener verdaderas obras de arte en casa que no sólo sirven para ser exhibidas. Lo mejor de las piezas y mobiliario de diseño de Magis es que se crean con el propósito de tener la máxima funcionalidad en la vida diaria.